Categories:
  • Unternehmen

Formación del equipo de formación profesional 2016

Entrenar y experimentar el comportamiento en equipo efectivo; esto era el objetivo de la formación en equipo de los aprendices de este año de WEBER y de nuestra empresa hermana WEROCA. En esta ocasión, se quedó en el Kurpark Hamm en el hostal juvenil Sylverberg. En cooperación con la cordada se emprendió en dos días el proyecto "Construcción Umiak". Repartidos en equipos, se tenían que construir dos Umiaks siguiendo el ejemplo de los Inuit que debían ser probados al fondo al día siguiente.
Se planeó la botadura para la tarde del primer día. Para conseguir dicho objetivo, todos los aprendices tenían que contribuir con todas sus fuerzas. En trabajo de equipo tuvo que resolverse la construcción de la estructura esencial, el tallado y doblado de ramas, el empleo de las ramas en dicha estructura, la producción de la cubierta para la embarcación y, finalmente, el tensado de la embarcación con la cubierta.
Por la tarde, una vez se habían bautizado las embarcaciones, se logró la botadura de ambos Umiaks "Petra" y "Werner" en el canal Datteln-Hamm. Después de un breve recorrido por el canal, se cargaron las embarcaciones en los remolques de la cordada y nos pusimos en camino hacia el hostal juvenil. Una vez allí y sin perder el tiempo, se puso todo en orden y, después de una reunión intensa sobre el día de trabajo, el día finalizó oficialmente hacia las 20:30h, justo a tiempo para ver el partido de fútbol de la Eurocopa entre Polonia y Portugal.
Al día siguiente, nos dirigimos con las embarcaciones hacia la escuela de piragüismo en Ahlen, allí se dejaron ambas embarcaciones en el agua. También se ocuparon tres botes auxiliares más. Durante tres horas se remó para alcanzar el destino, el castillo Oberwerries. Tuvimos la mala suerte de que de camino uno de los botes se encalló varias veces en las piedras. Esto provocó un pequeño agujero en la cubierta, motivo por el cual se tenía que sacar el agua de la embarcación cada 5-10 minutos. Pero, al final, todos los involucrados pudieron bajar de la embarcación con los pies secos en el castillo Oberwerries.
Una vez hecho el descanso del mediodía, se cargaron las embarcaciones y se inició el transporte de vuelta hacia el hostal juvenil. Allí se desmontaron los botes y se guardaron todos los materiales y herramientas. Hacia las 16:00h, los aprendices pudieron comenzar el más que merecido fin de semana.
Durante los dos días del proyecto, el equipo de formación fue acompañado por el equipo de rodaje, cuya tarea era inmortalizar ambos días excitantes en imágenes e impresiones en movimiento.

top